Mi regreso a la poesía: reseña de “Te amo, y no es metáfora” de Jarhat Pacheco

¡Muy buenas tardes, queridos lectores y lectoras de Si no le gusta no lea!

¿Cómo van en este inicio de semana? Espero que no muy sorprendidos de verme por aquí, de antemano me disculpo por todas las ausencias, pero si han estado pendientes de nuestro fanpage en Facebook sabrán que Comic Con Cuchurrumí se llevó todo mi tiempo y atención en estas últimas semanas, y no niego que tengo la nostalgia alborotada, es como despertar de un bellísimo sueño y no saber muy bien qué hacer ahora de regreso en la realidad, pero bueno, así es la vida, se justifica en momentos de total alegría y éxtasis, así que no hay mejor forma de retomar mis labores habituales que iniciando esta semana con una reseñita literaria para motivarlos a que lean y comiencen con pie derecho sus actividades para despedir este mes que termina.

El libro de hoy se llama Te amo, y no es metáfora, y llegó a mí en medio de un revuelo tremendo en mis redes sociales, cuando poco a poco el nombre de Jarhat Pacheco empezó a tomarse los listados de libros más vendidos en la categoría de poesía en Amazon, hazaña nada despreciable para el poco tiempo que llevaba su libro a la venta en dicha plataforma, y que además es el fruto de un trabajo constante y muy bien hecho, así que estoy emocionada de poder compartirles mi experiencia con él.

20264937_1779059578983179_8173819650707080601_n

Jarhat es de esas bloggers que no necesita de grandes acrobacias para enamorar a sus seguidores: sus palabras han sido más que suficientes para enamorar y merecer los preciados likes de los más de 98.000 seguidores de su fanpage en Facebook, en el que empezó publicando distintas frases y pensamientos que hoy toman forma y secuencia en su antología poética.

El libro, dividido en 5 grandes bloques, abarca emociones que todos hemos experimentado en algún momento de la vida, tales como el amor, el desamor, la depresión y la alegría, así como las ganas de contar al mundo el impacto que determinadas personas ejercen sobre nosotros, y esos sentimientos son los que tan bien logra presentar Jarhat valiéndose de versos sonoros, dulces y con un muy buen uso del lenguaje. En cada bloque la autora nos acompaña en un recorrido por sus pensamientos y su forma de ver el mundo, mostrándonos esa sensibilidad tan importante y necesaria a la hora de escribir poesía.

Este libro me impactó mucho porque marcó mi regreso a la poesía, género que no leía desde hacía años, y me alegra que fuera esta antología la que me devolviera a ese mundo lleno de musicalidad y pasión como lo es la lírica.

Escribir poesía es bien difícil, ya que no siempre se logra un equilibrio entre las palabras, la música que esperamos obtener de ellas y los límites que en ocasiones nos dan las palabras que usamos en cada verso (no por nada Octavio Paz llamaba a la poesía la “Erotización del lenguaje”), de ahí que escribir poesía sea un ejercicio de desgarrar el alma, y leer poesía sea un ejercicio de abrir el alma.

En definitiva, este es un libro que, como les dije en días anteriores en mi Facebook, vale la pena leerlo con calma, subrayando las frases que más nos hayan gustado y disfrutando de cada momento, de cada emoción.

No sé si leer poesía nos haga mejores o peores personas, pero sí creo que en las palabras hay un maravilloso poder para conquistar corazones y abrir puertas, ¡así que usémoslas!

Para los curiosos del tema, pueden comprar el libro de Jarhat aquí.

Espero esta mini reseñita sea una pausa bonita en sus actividades cotidianas, y que se animen a leer un poco de esta autora, que por cierto, ya prepara su primera novela, llamada Emanuela. Yo por mi parte planeo seguir muy de cerca sus obras, pues es muy bonito ver esta nueva “camada” de autoras colombianas que poco a poco van refrescando las temáticas y lecturas de nuestras estanterías, así que apoyemos la causa <3.

Si no le gusta, no lea, y si le gusta, ¡comparta!

Anuncios

2 comentarios en “Mi regreso a la poesía: reseña de “Te amo, y no es metáfora” de Jarhat Pacheco

  1. jarhat dijo:

    ¡Hola, querida! Decirte que estoy agradecida es poco. Le has abierto las puertas no solo a un libro, sino a mí misma, a lo que he sido durante mi vida. Desde la distancia, te envío un abrazo cargado del más sincero cariño.

    Me gusta

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s